Traducción para editoriales

Esta sección del sitio web de la AATI pretende ofrecer a los traductores que trabajan con editoriales —o con particulares o instituciones que encarguen una traducción generadora de derechos de propiedad intelectual— las herramientas para poder desenvolverse con mayor seguridad en su actividad laboral.


La traducción para editoriales implica necesidades especiales. El contexto laboral en que se mueve el traductor que trabaja con textos publicables es totalmente diferente de aquel que traduce documentos legales, sitios web, software, informes y otros textos que no serán generadores de derechos de autor.

El traductor que trabaja con textos que sí los generan debe saber, básicamente, acercarse a una editorial, negociar un contrato de traducción, manejar sus tiempos de trabajo y fijar tarifas. Para todo esto, es necesario que conozca sus derechos y obligaciones en tanto autor, porque no hay que olvidar que el traductor es, por ley, autor de su traducción.


Preguntas frecuentes

Respuestas a inquietudes que surgen a menudo sobre esta especialidad, como así también los proyectos que la AATI ha llevado a cabo y tiene en marcha para mejorar la situación de los traductores que trabajan para editoriales.

  • ¿El traductor es autor?

    Sí. Según la LEY 11723 - RÉGIMEN LEGAL DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL (R. A.):

    Art. 4.° - Son titulares del derecho de propiedad intelectual:

    • a) El autor de la obra;
    • b) Sus herederos o derecho-habientes;
    • c) Los que con permiso del autor la traducen, refunden, adaptan, modifican o transportan sobre la nueva obra intelectual resultante.

    Art. 2.° - El derecho de propiedad de una obra científica, literaria o artística, comprende para su autor la facultad de disponer de ella, de publicarla, de ejecutarla, de representarla, y exponerla en público, de enajenarla, de traducirla, de adaptarla o de autorizar su traducción y de reproducirla en cualquier forma.

    Art. 24.º - El traductor de una obra que no pertenece al dominio privado sólo tiene propiedad sobre su versión y no podrá oponerse a que otros la traduzcan de nuevo.

  • ¿Cómo se calculan los honorarios por la traducción de un libro?

    Se calculan, generalmente, en $ XXX cada 1000 palabras. Los socios de la AATI pueden consultar los aranceles por la AATI. Ver aranceles sugeridos.

  • ¿Cómo se cobra la traducción de un libro en papel o digital?

    Se puede percibir una remuneración fija, que se calcula generalmente en $ XXX (ver aranceles sugeridos por la AATI) cada 1000 palabras, o entender ese ingreso como anticipo de derechos de autor: si la venta de la obra traducida supera los XXX ejemplares (número pactado en el contrato), el traductor puede percibir un porcentaje del precio de venta al público en ese concepto. Para ediciones digitales, el porcentaje puede ser mayor. Las cifras de tales porcentajes se acordarán en el contrato, pero la AATI sugiere un 1 % para traducción de obra de dominio privado; un 5 % para traducción de obra de dominio público y un 2,5 % para obra de explotación digital.

  • ¿Tengo derecho a reclamar regalías por la traducción de un libro en papel o digital?

    Sí, ya que la Ley 11723 establece que el traductor es autor de su traducción. Por lo tanto, ese derecho existe.

  • ¿Puedo pedir que aparezca mi nombre como traductor en la tapa del libro, debajo del nombre del autor?

    Sí. Generalmente, el nombre del traductor aparece solo en la página de créditos del libro traducido, pero el traductor tiene derecho a pedir que se lo mencione también en la tapa y en todo anuncio o publicación referida al libro, ya sea en papel o digital.

  • ¿Debo firmar un contrato para realizar una traducción?

    Siempre es sumamente recomendable firmar un contrato de traducción con la editorial o el usuario que la encargue, ya que eso explicita el acuerdo entre traductor y usuario, con lo cual se podrán evitar malentendidos posteriores.

  • ¿Puedo sugerir un contrato ante una editorial que me quiere contratar para una traducción?

    Por supuesto. Aunque generalmente es el usuario quien lo propone. En tal caso, el traductor debe leerlo atentamente antes de firmar su consentimiento. O puede sugerir y negociar ciertas cláusulas antes de firmarlo.

  • ¿Si quien contrata la traducción de un libro no es una editorial, ¿debo firmar igualmente un contrato?

    Si la obra traducida va a ser publicada y explotada comercialmente, necesita tener un número de registro ISBN. Más allá de quién lo haga (una editorial, un particular, una institución o fundación, pública o privada), el traductor puede percibir derechos de autor.

  • Si la traducción de un libro se hace en colaboración, ¿cada traductor puede cobrar, además de sus honorarios, los derechos de autor?

    Sí. Cada traductor puede cobrar regalías por su participación en la traducción de un texto que se explote comercialmente.

  • ¿Puedo cobrar regalías por la traducción de un prospecto medicinal o manual de instrucciones?

    No, ya que no será publicada ni comercializada independientemente del producto que acompaña.

  • ¿Si el libro que traduzco no es sobre literatura ni ciencias humanas, ¿corresponde que reclame regalías a la editorial?

    Sí. Art. 2° de la Ley 11723: "El derecho de propiedad de una obra científica, literaria o artística, comprende para su autor la facultad de disponer de ella, de publicarla, de ejecutarla, de representarla, y exponerla en público, de enajenarla, de traducirla, de adaptarla o de autorizar su traducción y de reproducirla en cualquier forma".

    Y el inciso b) del artículo 36 especifica: "Obras científicas significa: tratados, textos, libros de divulgación, artículos de revistas especializadas, y todo material relativo a la ciencia o la tecnología en sus diversas ramas. - Obras literarias significa: poesía, cuento, novela, filosofía, historia, ensayos, enciclopedias, diccionarios, textos y todos aquellos escritos en los cuales forma y fondo se combinen para expresar conocimientos e ideas de interés universal o nacional".

  • ¿Puedo cobrar regalías por la edición digital del libro traducido?

    Sí, siempre que ese tipo de edición se contemple en el contrato de traducción: para obra de explotación digital, la AATI recomienda regalías al traductor por un 2,5 % del valor de venta al público.

  • ¿Si el libro que traduje y que ya fue publicado vuelve a editarse en otro formato, ¿corresponde que cobre regalías nuevamente?

    Sí. Y si esa nueva edición no estaba contemplada en el contrato de traducción, el usuario debe poner en aviso al traductor y elaborar un nuevo contrato.

  • ¿Cómo puedo proteger mi obra (traducción)?

    Para proteger la titularidad de los derechos de autor de la propia traducción, conviene firmar contrato de traducción, registrar el contrato y la traducción misma en el Registro de Propiedad Intelectual. Para más información: edición-traducción-adaptación-cesión-de-derechos-licencia-de-uso

  • ¿Puedo registrar mi traducción?

    Es el editor quien debe registrar la traducción: Art. 57. -"En el Registro Nacional de Propiedad Intelectual deberá depositar el editor de las obras comprendidas en el artículo 1°, tres ejemplares completos de toda obra publicada, dentro de los tres meses siguientes a su aparición. Si la edición fuera de lujo o no excediera de cien ejemplares, bastará con depositar un ejemplar. Si no hay editorial de por medio, siempre conviene registrarla en el mismo organismo, para proteger los derechos de propiedad intelectual".

    También los contratos de traducción deben registrarse:

    Art. 23. -" El titular de un derecho de traducción tiene sobre ella el derecho de propiedad en las condiciones convenidas con el autor, siempre que los contratos de traducción se inscriban en el Registro Nacional de Propiedad Intelectual dentro del año de la publicación de la obra traducida".

    Para obtener más información: derechos de autor y ¿qué se registra?


Documentos

Encontrará aquí un nuevo modelo de contrato sugerido, bibliografía específica y actualizada, documentos oficiales nacionales e internacionales sobre el tema.

Descargar modelo de contrato.

Estudios de traducción y multilingüismo: traducción y derechos de propiedad intelectual. Comisión Europea.

Ley 11.723. Régimen de la propiedad intelectual.

Convenio de Berna.

Recomendaciones de PETRA. (español)

Recomendaciones de PETRA. (inglés)

Recomendaciones de PETRA. (francés)

Exposición de Lucila Cordone en CADRA 2013.

Exposición de Estela Consigli en CADRA 2013.

Recomendación de Nairobi.

Alianza iberoamericana de asociaciones de traductores literarios.

Declaración de Quebec sobre la traducción literaria, las traductoras y los traductores.

Compartimos el mensaje que Alberto Manguel, Director de la Biblioteca Nacional, nos hizo llegar a los traductores durante la apertura de las IV Jornadas de traducción en el ámbito editorial, en el marco de las Jornadas Profesionales de la 43.° Feria Internacional del Libro de Buenos Aires, abril de 2017. Ver mensaje.

Resultados de la encuesta sobre traducción editorial 2016/2017.

Actividades realizadas

¿Existe un solo español al que traducir? Conferencia Editorial 2016.